Pechugas empanadas al horno

Estas pechugas en cualquiera de las versiones que las hagáis (Vienesa o Mayte) no os va a llevar más de 35/40 minutos, entre abrir la nevera y cerrar el horno para llevarlas a la mesa. Ideales para una cena rápida.

Ingredientes para 4 personas:

  • 1 pechuga de pollo partida transversalmente en 4 filetes (dos medias pechugas)
  • 3 rebanadas de pan de molde (yo he usado integral 8 cereales, es lo que tenía en casa)
  • 1 tacita de café de aceite de oliva
  • 1 cucharadita de pimentón picante (si no os gusta dulce)
  • 1 ajo, 1 puñado de perejil.
  • Sal y pimienta negra de molinillo

Elaboración:

Precalentar el horno a 180º.

Ponemos en la picadora (o batidora que da lo mismo) el pan cortado en trozos, el aceite, el ajo, el perejil, el pimentón, un poco de sal y hacemos con ello una masa.

Ponemos las pechugas en una fuente para el horno, las salpimentamos y las cubrimos con la mezcla, las llevamos al horno precalentado,  20/25 minutos en la parte media alta, pasado este tiempo las sacamos y servimos.

Yo hoy las he acompañado de unos tomates, asados al mismo tiempo que las pechugas y cubiertos con un poco de la mezcla que me había sobrado, el resultado muy bueno

Sugerencias útiles:

Debemos tener precaución con el tiempo de las pechugas en el horno, pues a pesar de la funda que las ponemos se nos pueden secar.

Para ponerlo en las recetas, nunca sé cómo medir el perejil, por lo que os recomiendo echad un poco (1 cucharada más o menos) y vais añadiendo a vuestro gusto. Pero tiene que ser perejil fresco, reconoceréis conmigo que el perejil seco ni sabe, ni huele, ni nada de nada.

Si sustituís el aceite de oliva, el ajo, el pimentón y el perejil, por mantequilla, albahaca y pimienta blanca, tendréis una pechuga a la vienesa, o algo así, que también está rica.